Publicado el Deja un comentario

Alcohol higienizante para desinfectar tus manos en todo momento

El alcohol, en forma de desinfectante para manos a base de alcohol, se utiliza para desinfectar las manos y prevenir la propagación de gérmenes y enfermedades. Aquí te indico cómo utilizar correctamente el alcohol:

Aplicación del desinfectante: Vierte una cantidad suficiente de desinfectante en la palma de una mano. La cantidad debe ser suficiente para cubrir todas las superficies de las manos.

Fricción: Frota tus manos juntas de manera vigorosa. Asegúrate de cubrir todas las superficies de las manos, incluyendo el dorso, entre los dedos y debajo de las uñas. Continúa frotando durante al menos 20 segundos para garantizar que el desinfectante haga efecto y elimine los gérmenes.

Secado: Permite que el desinfectante se seque completamente al aire. No es necesario enjuagar ni secar con una toalla después de usar el desinfectante, ya que el alcohol se evaporará rápidamente.

Uso adecuado: Utiliza el desinfectante para manos a base de alcohol cuando no tengas acceso a agua y jabón, pero tus manos no estén visiblemente sucias. Es importante tener en cuenta que el desinfectante para manos no es efectivo para eliminar la suciedad y los residuos visibles.

Frecuencia de uso: Utiliza el desinfectante para manos con regularidad, especialmente después de tocar superficies públicas, antes de comer, después de usar el transporte público y después de estar en contacto con personas enfermas. Es una forma eficaz de reducir el riesgo de contraer enfermedades infecciosas.


Recuerda que el desinfectante para manos a base de alcohol debe contener al menos un 60% de alcohol para ser eficaz contra una amplia variedad de gérmenes y virus. Siempre sigue las instrucciones del producto y evita el contacto con los ojos y la ingestión del desinfectante.

Agregar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *